PRESENTACIÓN

La programación de Excéntrico es un trabajo colaborativo y realizado a lo largo de varios meses de visionado, discusión e intercambios dentro del equipo. En este proceso es fundamental el apoyo y la solidaridad que recibimos de diversos realizadorxs y performers de distintas partes del mundo, quienes nos confían los resultados de su trabajo, creatividad, radicalidad y convicción política. Sin ellxs esta muestra no sería posible.

En esta tercera versión hemos vuelto a la presencialidad, ofreciendo 17 funciones integradas por cortometrajes y largometrajes de 17 países, con una importante presencia de obras producidas en Latinoamérica y Europa. Sin embargo, uno de los platos fuertes de esta versión 2022 es el programa Nuevo Porno Chileno, donde hemos logrado reunir 13 cortometrajes producidos entre 2020 y 2021 a partir de la convocatoria “Éticas, políticas y poéticas del nuevo porno chileno”. Adicionalmente, la parrilla de Excéntrico incluye 4 programas elaborados por curadoxs internacionales invitadxs a la muestra: “PopPorn: 10 años de resistencia en Brasil”, curado por Tino Monetti, programador de cine e integrante-curador del colectivo y festival de sexualidades PopPorn de Brasil; “Putxs en pantalla: retratos del trabajo sexual en primera persona”, curado por María Riot, trabajadora sexual argentina y activista por los derechos de las trabajadoras sexuales; “A Contracorriente: Fuetazos audiovisuales BeDeSeMeros”, curado por Oscar David Tamayo (AKA Severina), promotor de culturas al margen ligado al Festival BDSM de Bogotá; y “Porno heterotraidor: una mirada a placeres hetero-Anormados”, curado por Paula Vidal, fundadora y directora creativa de la muestra Excéntrico.

Esta versión será inaugurada por dos obras aclamadas por la crítica internacional:  Progressive Touch” (Austria, 2019, 13 min) cortometraje dirigido por Michael Portnoy, un trabajo donde su director busca expandir las relaciones entre sexualidad, coreografía y composición musical, para combatir la simplificación del ritmo en los movimientos y gestos del cuerpo humano y la práctica sexual. Y luego el largometraje Passion” (Suecia/España, 2021, 95 min) dirigido por Maja Borg, una obra que nos cuenta las historias de practicantes de BDSM en Berlín, Estocolmo y Barcelona, retratando la humanidad en el corazón de la práctica y al mismo tiempo iluminando sus similitudes con el cristianismo a través de la exploración que la directora y protagonista realiza sobre su herencia espiritual.

Además integran la programación obras internacionales incluidas en funciones especiales“Une dernière fois” (Francia, 2020, 71 min) dirigida por Olympe de G, “Hole Theory” (EEUU, 2021, 120) dirigida por Mahx Capacity, “Raw! Uncut! Video!” (Estados Unidos, 2021, 79 min) dirigida por Ryan White y Alex Clausen, “NatiAnal Pornographic” dirigida por Diego Tigrotto, “Captive” (Francia, 2021, 91 min) dirigida por Anoushka, “Urban Smut” (Alemania, 2020, 68 min), co-dirigida por Candy Flip, Finn Peaks, Jo Pollux, Katy Bit y Theo Meow, “Fagdyke Cruising” de Toni Karat,  “Desaprender a dormir” (Brasil, 2021, 96 min), dirigida por Gustavo Vinagre, y “Whores on Films” (Estados Unidos, 2019), dirigida por Juliana Piccillo.

Cerramos Excéntrico con dos títulos sudamericanos:  “Ob Scena” (Argentina, 2021), cortometraje ganador del BAFICI 2021, dirigido por Paloma Orlandini, y “Vento Seco” (Brasil, 2020), último largometraje del director brasileño Daniel Nolasco.

¡Bienvenidxs a esta #pornobarricada!

CURADORXS INVITADXS

María Riot

(Argentina/España)

María Riot es trabajadora sexual y activista por los derechos de las trabajadoras sexuales. Es de Buenos Aires, Argentina, viviendo ahora en Barcelona. Forma parte de AMMAR, el Sindicato de Trabajadorxs Sexuales de Argentina. Le interesa el erotismo, la sexualidad y la pornografía y lo expresa a través del cine, la fotografía y la escritura. Ha participado en diversos circuitos de producción pornográfica alternativa, tanto en Latinoamérica como Europa. Como realizadora ha trabajado colaborativamente junto a artistas como Muluk. Asimismo, como actriz y performer ha participado en producciones de Erika Lust (XConfessions), Four Chambers y Poppy Sanchez, entre otrxs.

IG: @riot.maria.x

PUTXS EN PANTALLA: retratos del trabajo sexual en primera persona

¿Cómo es una trabajadora sexual? ¿Qué hace, qué piensa, con qué sueña? ¿Quién es? ¿Quiénes son sus clientes? ¿Por qué todo esto importa tanto? Lo que se ha conocido sobre las trabajadoras sexuales a lo largo de los años ha sido por parte de películas, series de televisión, noticieros, libros, canciones, artículos académicos pero muy pocas veces estos han contado con las mismas trabajadoras sexuales involucradas. El estigma nos esconde, nos calla, nos vuelve personas de segunda sobre las cuales es normal escribir y hablar sin preguntar, donde las historias de nuestras vidas son representadas desde los extremos: la victimización o el glamour, el amor o el odio hacia el trabajo, el sufrimiento o el disfrute. Lo complejo de nuestras vidas queda fuera de lado, tal vez porque no es tan pictórico, porque no cumple con las proyecciones de qué es lo que sucede en los encuentros con nuestros clientes, porque tal vez no quieren aceptar que incluso a veces el trabajo sexual puede ser monótono y aburrido y que nuestras vidas pueden ser tan similares como las de cualquier otra mujer madre soltera que se hace cargo sola de sus hijos.

Esta selección de cortos busca revelar un poco quiénes somos las trabajadoras sexuales y qué queremos, a la vez de ser un retrato que no representa a todas y que seguramente carezca de otras perspectivas, historias y experiencias. Las trabajadoras sexuales somos complejas, diversas y tenemos mucho para decir. Ya era hora de que las dueñas de nuestras historias seamos nosotras.

 

 

Tino Monetti

(Brasil/Estados Unidos)

Tino Monetti es periodista, productor cultural, creador de contenidos, programador de cine y director creativo y de comunicaciones. Es fundador de la agencia creativa Codex Uqbar e integrante-curador del colectivo y festival de sexualidades PopPorn de Brasil. Ha escrito para medios como Folha de Sao Paulo, VICE Brasil y FFW, además trabajar como consultor creativo y coordinador de producción para diversos eventos incluyendo IQMFF Amsterdam, Traffic Festival, D.Sex Argentina, BAFICI Rosario, Prêmio Félix, Mix Brasil, Mostra de SP, CineKink NYC, el Pornfilmfestival de Berlin y la aplicación SCRUFF, entre otros. Destaca su contribución a la música brasileña en su calidad de productor para Caetano Veloso, Teresa Cristina, Baby do Brasil, Vanessa da Mata, Dônica y más recientemente Criolo.

IG: @tinomonetti

 

PopPorn: 10 años de resistencia en Brasil

El año 2015 Brasil despedía tristemente a Suzy Capó, una verdadera catalizadora del cine queer brasileño, cofundadora de Mix Brasil y fundadora de PopPorn, uno de los festivales porno de mayor trayectoria en Sudamérica. En sus palabras “PopPorn es una plataforma para exhibir, discutir y promover pornografías más allá de la industria, el mercado y el consumo masivo que usualmente contribuyen a fortalecer discursos hegemónicos y estructuras de poder y opresión. Es un festival fundamental en un momento de expansión de los fundamentalismos religiosos en Brasil y es un manifiesto en contra de la intervención de las iglesias en el Estado laico, así como un antídoto en contra del conservadurismo que inhibe la expresión libre de la sexualidad”

Casi un año más tarde y todavía sin superar completamente el duelo, comenzamos una extendida conversación e interrumpidos intercambios entre Chile y Brasil, que finalmente daría pie a este programa, orientado a rescatar 10 años de programación de PopPorn, pero también a rendir un homenaje a Suzy Capó. El momento es oportuno, dada la interrupción de las últimas ediciones de PopPorn a causa de la adversidad instalada por el gobierno de Jair Bolsonaro, agravado por la pandemia. Un desgobierno marcado por la desidia hacia la cultura y las artes, pero también por sus discursos y políticas conservadoras en materias de género y sexualidad, afectando la vida de personas y colectivos feministas y LGBTQ+.

Por eso en este programa hablamos de resistencia en Brasil. Una resistencia fortalecida por la solidaridad entre festivales amigos que ayuda a mantener viva su memoria, a circular aquel ‘antídoto’ ya señalado por Suzy Capó, así como visibilizar el trabajo de sus realizadores a través de la circulación internacional de sus obras. Pero también una resistencia cinematográfica, sexual y política, que surge a pesar del desfinanciamiento y el abandono de la instituciones culturales brasileñas, que tuvo al incendio de la Cinemateca de Sao Paulo y la pérdida de alrededor de un millón de documentos de la historia del cine brasileño como uno de sus más graves ejemplos.

Con los cortos que integran este programa se ofrece un panorama de realizadorxs, puntos de vista, lenguajes, formatos y “lecturas” de la realidad brasileña de la última década, desde el ascenso de la iglesia católica a los espacios de representación política, hasta los rituales de desapego al orden sexopolítico en espacios como el carnaval y prácticas como el teatro y la performance. Un programa compuesto de cartas de amor, collages visuales del paisaje mediático y pop brasieño, poesía y también fetiches, mostrando las diversas posibilidades de la producción queer en este país.

 

Severina

(Colombia)

Oscar David Tamayo (Aka Severina) es promotor de culturas al margen, melómano, gestor cultural, artista plástico, desempleado crónico, travesti jubilado, coleccionista de pendejadas, “conexionista”, DJ, cantinero, conferencista, libertino, ex hijo de papi, animador de bacanales literarios, promotor del “Degeneris Nacional”, creador de festivales y además presentador radial. Tiene algunos kilómetros de recorrido en el mundo “Kinky”, destacando su rol en el Festival BDSM Colombia. Entre 2016 y 2020 dedicó su tiempo y su desplumado pecunio al inclasificable espacio cultural “La Licuadora” el cual recientemente colgó la lira por causa de la soberana pandemia. Entre otras cosas cursó una licencia en Artes Plásticas y un Master en Estética en la Universidad París 1, La Sorbonne.

IG: @lalicuadora_mde

 

A CONTRACORRIENTE:
Fuetazos audiovisuales BeDeSeMeros desde las propias comunidades

Entre nalgada y nalgada me da por pensar que es curioso como las prácticas BDSM y fetichistas, aunque han adquirido buena visibilidad en el contexto general de la producción de contenidos eróticos en Latinoamérica, no ha habido una producción audiovisual significativa desde lo que se llaman las escenas o las comunidades locales propiamente dichas.

Si bien parte de esta visibilidad se ha dado de la mano de la contracultura y la disidencia sexual, son aquellas obras más ligadas al mundo de la productoras audiovisuales, el modelaje webcam, algunas iniciativas artísticas o incluso medios de comunicación las que han dominado el paisaje audiovisual, siendo agentes que poco o nada tienen que ver con el BDSM entendido como un estilo de vida que genera comunidades locales.

Desde los años 2000 y en el contexto latinoamericano, el desarrollo de estas prácticas eróticas ha estado ligado a la emergencia de colectivos y comunidades que han construido lo que llamamos aproximativamente “La Escena BDSM”. Una escena compuesta de códigos, protocolos, y un intento aún balbuceante de crear espacios de socialización, reflexión y gestión.

Yo hago parte de esta pequeñísima escena y me parece paradójico que al preguntar dentro de sus canales internos de comunicación sobre contenidos audiovisuales producidos por las comunidades me topara con un muro de silencio, desconocimiento, desinterés y, por tanto, un casi desierto panorama de proyectos desde el punto de vista formal o conceptual. En pocas palabras: ¡la cosa no nos acaba de cuajar para pasar de la mazmorra a la pantalla!

La curiosidad me llevó a preguntarme naturalmente por cuáles son las historias, las narrativas que se están contando desde las escenas públicas latinoamericanas ¿cómo nos estamos contando, presentando o representando nosotrxs mismxs? Para ello activé mis redes, movilicé a practicantes de diversos pelambres, revisé los archivos del Festival BDSM Colombia, hice un par de llamadas y hasta me autoflagelé viendo producciones de dudosa calidad. Atando cabos hice el trabajo con la cabeza y con los ojos y percibí que lo audiovisual no es una prioridad en el contexto comunitario.

La pequeña selección que aquí presento, invocando a Sade y a Sacher-Masoch, es la respuesta, subjetiva, accidentada, parcial y muy amañada a la pregunta de cómo se está contando el BDSM Latinoamericano, desde adentro y a contracorriente, por aquellos que suelen autonombrarse ellos mismos como los BeDeSeMeros.

 

Paula Vidal

(Chile/Barcelona)

Fundadora y directora creativa de la muestra, Paula Vidal se ha dedicado a la comunicación visual y al cine desde el año 2008. Además de participar en diversas producciones cinematográficas, fue directora de arte del Festival Cine//B desde sus inicios hasta el 2015, donde comenzó su interés por el cine post porno y la pornografía crítica; en particular buscando la visión de cine de autor en obras de contenido sexual explícito y la visión feminista del porno. Actualmente reside en Barcelona, asistiendo metódicamente a diversos festivales cuyas apreciaciones comparte en devorafilms.com

 IG: @devorafilms

Porno Heterotraidor: una mirada a placeres hetero – Anormados.

Todavía en el año 2022, casi devolviéndonos a las guerras del sexo, seguimos escuchando afirmaciones como “la pornografía enseña que el placer reside en dominar a la mujer”, que “el porno es una representación de la violencia” y que en el porno “la mujer es utilizada, objetivizada y anulada en su consentimiento y en su agencia”. Afirmaciones que, como hace más de 30 años, continúan abogando por la censura de la pornografía, puesto que esta última “siempre” legitima el placer mirado desde un punto de vista patriarcal y falocentrista.

A pesar de la importancia que tiene el consentimiento sexual para las políticas feministas contemporáneas, todavía este es cuestionado cuando se trata del disfrute de mujeres que participan y hacen porno. Se dice que “una mujer jamás consentiría este tipo de prácticas porque no les provoca placer real”. El porno sería una especie de ilusión que busca perpetuar la idea patriarcal de que el sexo está asociado a la subordinación ineludible y heteronormativa de la mujer al hombre.

Pero ¿qué ocurre cuando dos o más personas deciden filmarse a sí mismas y de forma consensuada, escenificando sus prácticas eróticas, formas de goce y creatividad sexual para enseñarlas al mundo?¿Y qué pasa cuando mujeres deciden tomar el control de la representación de sus propios deseos y fantasías sexuales, y las practican, las filman y las comparten? ¿Qué pasa cuando se filma una práctica sexual considerada comúnmente como “pornográfica” y se pone la mirada en el placer que esta provoca desde un punto de vista no falocentrista? ¿O si otras cuerpas toman el control de estas representaciones, fuera de la cisheteronormatividad? ¿Qué pasa cuando esto se exhibe en un espacio de visionado colectivo?

En este programa curatorial quiero desafíar una idea todavía vigente en ciertos discursos feministas de que la pornografía solo pueda ser leída en terminos de explotación y violencia hacia la mujer. Y quiero hacerlo replicando desde los feminismos prosexo y lo que aprendemos de posiciones disidentes no heteronormativas que todavía apuestan por las políticas radicales del placer en el porno ¿Hasta qué punto tenemos la posibilidad de definir nuestras propias prácticas sexuales como “feministas”? ¿Dónde queda nuestra agencia y nuestro deseo representado en imágenes? ¿Tenemos ese derecho?

Con los cortos reunidos en este programa les invito a problematizar los cánones representacionales y visuales del placer heterosexual. Es un programa “heterotraidor” porque traiciona al imaginario normalizado del porno, y lo hace desde dos puntos de vista: el primero discursivo, donde se confronta esta idea del porno=violencia, mostrando tanto declaraciones en primera persona sobre el porno, la práctica sexual cinematográfica y la expresión del deseo cuestionando preceptos morales culturalmente aprendidos ( S*x p+rn & education, Divine Rites), como prácticas sexuales que muestran un goce mutuo de un momento ( Memorias na Laje, Atardecer), o que ponen en valor la agencia de la mujer en la expresión del deseo (Lip Service, Cravings) y también esa agencia en su práctica sexual (Miel de caña).

El segundo punto de vista tiene como eje las prácticas sexuales entendidas como “pornográficas” ¿Qué pasa cuando el fluido que se filma y circula no es exlucisivamente masculino (Mother’s day), o cuando se cuestiona la idea de que ciertas prácticas sexuales “pertenezcan” a determinados géneros y orientaciones sexuales (Straight sex, Anal play)? ¿qué pasa cuando el placer está supeditado a una reinterpretación de lo que se entiende por “ver porno” (Porno do porno, Mutual Maturbation), o incluso a la reinterpretación de prácticas identificadas como exclusivamente “pornográfias duras” (hardcore), poniendo el foco en la otra parte de la ecuación (The function of the flesh, Hologang)? Esta es una invitación a personas hetero (y no tanto) a traicionar el sexo heteronormativo. Y ciertamente una invitación a gozar, que para eso estamos aquí.

 

NUEVO PORNO CHILENO

convocatoria éticas políticas y poéticas del nuevo porno chileno

 

La ley de calificación cinematográfica chilena, que data del año 2003 (sí, del 2003) señala que el contenido pornográfico es exposición abusiva de la sexualidad, obscenidades e interacciones sexuales genitales explícitas. Es a partir de esta definición que se clasifica, censura y esconde. Pero ¿cuáles son las cosas que no pueden ser vistas en Chile? ¿Quienes son los que sí las pueden ver?

Chile, lugar en que desde la dictadura militar hemos sido expuestes a las imágenes y a la experiencia de la violencia. Aquí, donde el doble estándar nos dice que lo obsceno es lo sexual. Aquí, donde la real obscenidad es la policía que mutila en impunidad. Y es que obsceno es tener que votar por el mal menor en casetas que representan intimidad y tener que llamarle a eso “política”. Obsceno es tener que escuchar a un Neruda hablar de violar y llamarlo a eso “poética”. Obsceno es que el castigo a la colusión de grandes empresarios sean clasecitas y tener que llamarlo a eso “ética”.

Las leyes de calificación y censura señalan qué es aquello que no debe ser visto, aquello que no debe ser expuesto. Pero en estas tierras, lo que no debe ser visto o expuesto se ha desperfilado: Algunas y algunos dicen que lo sexual explícito debiera estar prohibido, que es dañino, que se debe censurar, ¡que los niños, que las mujeres, que el bienestar!

Pero la verdad es que lo pornográfico, que en nuestro contexto siempre ha sido territorio donde transitan y existen sólo ciertos cuerpos, prácticas y restringidas formas de deseo, es un lugar que no sólo disputamos, sino en el cual también nos desplegamos. Lo pornográfico y sus aspectos políticos, éticos y poéticos: Encontrar la poesía en un tacle a un policía, o lo ético en un latigazo bien dado y consensuado. Encontrar goces más allá de la bomba 4 y del deseo normado.

Ballbusting, coreografía, insectos, humanos, plantas, luz, dildos, fiambre, BDSM, gatas lesbianas, acción, fetiche, intimidades, bandera, anos y territorio, son algunos de los aspectos que comprende esta selección de cortos de la convocatoria “éticas, políticas y poéticas del nuevo porno chileno”, la que terminará hoy por desmantelar la quebradiza línea entre lo político y lo pornográfico, entre lo poético y lo sexual explícito, entre el porno y el relato. Hemos construido territorios profundamente múltiples, revoltosos, sediciosos y lascivos, desde donde no sólo levantamos revueltas, sino también pornografías.

En esta selección podrán disfrutar de:

Ardor
Beso de cinco
Comunicado / Yeguada Latinoamericana
Decodificando el deseo
El Tigre
Fototropismo positivo
La gata sobre el tejado caliente
La mistress de los cerdos
Mi Sodoma narcótica
Mosquerío
Nacer ceniza, morir maleza
Pikachu v/s Piñera
Sexhibicionismo

Es la selección realizada por Excéntrico para encender la barricada pornosituada, aquella insurgente en la que la fantasía puede deja de serlo y la bandera es desmantelada entre fluidos, consignas y deseos.

Texto curatorial por Marcia de Excéntricofest

PROGRAMA

programa 2021
programa 2021

Salas asociadas

Teresita Ugarte – Red de Salas Independientes de Cine de Chile
Macarena Ovalle – Sala K Santiago
Leonardo Torres – Sala Insomnia Valparaíso

AGRADECIMIENTOS

Pia Torrealba (Instituto EATRI), Natalia Guerrero (ETSEX), Natalia Princic (Japi Jane), Ornella Bodratto (Hasta las Tetas), Laura Milano, Georgina Arellano, Mistress Noelia, Josecarlo Henríquez, Rodrigo Arias (Voluntario), Dinko Covacevich (Voluntario), Camilo Rojas (Voluntario), Benoit Maillard, Jaime Rosello, Alejandro Da Silva, Ivan Pinto, Karen Glavic, Cristian Aravena, Alma de Fuego, Valentina Lillo, Nicolás Vogt, Sebastian González V., Sebastián Accorsi, Paloma Díaz,  Pepe Rovano, Claudia Carrasco, Alejandro Varas, Federico Hernández (Reel), Benjamin Briones (Patio Volantín), Felipe Roman (Trio Editorial), Victor Zelaya, Ignacio Kokaly (Desacato Prensa), Nicolás González (Oropel), Rene Veron, Carlos Sepulveda (Starsex), Sergio Retamal (Revista Closet), Raffaella di Girolamo.